ANUNCIO acerca de COOKIES

NOTA: Este sitio emplea cookies de Google y otros para prestar sus servicios, personalizar anuncios y analizar el tráfico. Google y otros reciben información sobre tu uso de este sitio web. Si utilizas este sitio web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies.

jueves, 26 de noviembre de 2009

LA DESTRUCCION DE LOS CANANEOS


Hablemos de los cananeos.

Canaán fue cuarto en la lista de los hijos de Cam y nieto de Noé. (Gé 9:18; 10:6; 1Cr 1:8.) Fue el progenitor de once tribus que con el tiempo poblaron la región del Mediterráneo oriental, entre Egipto y Siria, por lo que a esta se la llegó a llamar “la tierra de Canaán”. (Gé 10:15-19; 1Cr 16:18;

Canaán llegó a estar saturada de prácticas detestables de idolatría, inmoralidad y derramamiento de sangre. La religión cananea era degradada en extremo, sus “columnas sagradas” posiblemente eran emblemas fálicos y en muchos de los ritos que practicaban en los “lugares altos” se entregaban a la lujuria y a otras formas de depravación. (Éx 23:24; 34:12, 13; Nú 33:52; Dt 7:5.) El incesto, la sodomía y la bestialidad formaban parte de ‘la manera de obrar de la tierra de Canaán’; estas prácticas hicieron inmunda la tierra, por cuyo error era inevitable que se ‘vomitara a sus habitantes’. (Le 18:2-25.) La magia, la hechicería, el espiritismo y el sacrificio de los hijos en el fuego eran algunas de las prácticas detestables cananeas. (Dt 18:9-12.)

Baal era la deidad más importante que adoraban los cananeos. (Jue 2:12, 13; compárese con Jue 6:25-32; 1Re 16:30-32.) Un texto egipcio representa a las diosas cananeas Astoret (Jue 2:13; 10:6; 1Sa 7:3, 4), Aserá y Anat como diosas madre y, a la vez, prostitutas sagradas, que, paradójicamente, no perdían su virginidad (literalmente, “las grandes diosas que conciben, pero no dan a luz”). Su adoración al parecer siempre incluía la prostitución en los templos. Las diosas no solo simbolizaban la lujuria, sino también la guerra y la violencia sádica. Por ello, en el Poema de Baal hallado en Ugarit se dice que la diosa Anat realizó una gran matanza y luego se adornó con las cabezas de los muertos y colgó de su cinto las manos de estos, mientras se bañaba gozosamente en su sangre. Las figurillas de la diosa Astoret descubiertas en Palestina la representan desnuda y con los órganos sexuales groseramente exagerados. El arqueólogo W. F. Albright hace la siguiente observación sobre su adoración fálica: “En su peor momento, [...] el aspecto erótico de su culto debe haberse sumido en profundidades extremadamente sórdidas de degradación social”. (Archaeology and the Religion of Israel, 1968, págs. 76, 77;

Además de otras prácticas degradantes, también se hacían sacrificios de niños. Según Merrill F. Unger, “las excavaciones realizadas en Palestina han puesto al descubierto montones de cenizas y restos de esqueletos infantiles en cementerios situados cerca de altares paganos, lo que indica lo extendida que estaba esta práctica cruel y abominable”. (Archaeology and the Old Testament, 1964, pág. 279.) La obra Compendio Manual de la Biblia (de Henry H. Halley, 1985, pág. 157) dice: “Los cananeos, pues, adoraban cometiendo excesos inmorales en presencia de sus dioses, y luego asesinando a sus hijos primogénitos como sacrificio a estos mismos dioses. Parece que en gran parte, la tierra de Canaán había llegado a ser una especie de Sodoma y Gomorra en escala nacional. [...] ¿Tenía derecho a seguir viviendo una civilización de semejante inmundicia y brutalidad? [...] Los arqueólogos que cavan en las ruinas de las ciudades cananeas se preguntan por qué Dios no las destruyó mucho antes”.

Dios es el dueño y Juez de todo el planeta tierra. (Génesis 18:25)

Yahve (Jehová) había decretado entonces el desalojo de los cananeos de esas tierras a causa de sus deplorables conductas de sacrificio de niños y otras.

En Jericó, los habitantes de allí habían oído de las diez plagas de Egipto y cómo se abrieron milagrosamente las aguas del Jordán. Algunos de esos canaaneos decidieron volverse al Dios verdadero.

En el siglo Veinte los humanos hicieron hacen 2 guerrras mundiales y unas cuantas matanzas o guerras menores.

Alguna de esas se llamaron "guerras justas". Ninguna de esas las "manda" Dios. Las hacen humanos que no le obedecen.

Dios es justo y puede traer juicio cuando y como crea conveniente. Lo hizo en el Diluvio. Tambien mando 10 plagas contra los malvados Egipcios.

De esa manera terminó con sufrimiento y opresiones injustas.

Los habitantes de Canaan practicaban prostitucion de templo. Los niños eran matados al nacer y los conservaban en vasijas bajo los templos.

Dios dio mas de 400 años para que los caananeos cambiaran o se fueran de alli. Algunos aceptaron a Dios, Rahab por ejemplo, que llego a ser antepasada de Jesús y del Rey David.
Los gabaonitas buscaron la proteccion de Dios y por un pacto o alianza la lograron.

Otros eligieron no hacerlo y pelear.
No es bueno oponerse a Dios.

Esos juicios antiguos nos dan la pauta que la maldad de hoy no persistirá y que Dios traera su justicia a su debido tiempo.




=

La Biblia.

◆ Sitio oficial de los Testigos de Jehová.(Gratuito)
http://www.jw.org


Folleto gratuito:
¿LE GUSTARIA SABER LA VERDAD?
¿Se interesa Dios por nosotros?
¿Acabarán algún día las guerras y el sufrimiento?

http://www.jw.org/es/publicaciones/libros/saber-la-verdad/1102008390/

CANAÁN
http://wol.jw.org/es/wol/d/r4/lp-s/1200000874

 

POR QUE PERECIO UN MUNDO ANTIGUO
http://wol.jw.org/es/wol/d/r4/lp-s/2002161?q=pereci%C3%B3+mundo+antiguo&p=par

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada