ANUNCIO acerca de COOKIES

NOTA: Este sitio emplea cookies de Google y otros para prestar sus servicios, personalizar anuncios y analizar el tráfico. Google y otros reciben información sobre tu uso de este sitio web. Si utilizas este sitio web, se sobreentiende que aceptas el uso de cookies.

domingo, 23 de marzo de 2014

MALDAD Y SUFRIMIENTO DIOS LOS PERMITE POR QUE RAZON

http://jw.org/es

¿Le gustaría a usted que le dictaran todo lo que debe hacer, de modo que no pudiera tomar decisiones? A nadie le gusta eso, porque tenemos LIBERTAD DE DECISIÓN, libre albedrio.

Dios hizo a Adán y Eva con perfecto LIBRE ALBEDRÍO.

No eran robots programados para no tomar decisiones ni eran animales que hacen todo por instinto.

El cerebro humano permitiria vivir miles de años dad su capacidad de almacenamiento de memoria.

Puede apreciar la música, las artes, los sabores y los colores.

¿La evolución ciega creó todas las cosas?

¿EL DIABLO SABÍA QUE PERDERÍA CONTRA DIOS?

 La Biblia no entra en detalles de eso.

Sin embargo, hay una endecha compuesta para el Rey de la antigua ciudad de Tiro, y su dinastía cuando se opuso al propósito de Dios, que parece reflejar la actitud del diablo.

Algunos han pensado que quiso poner en jaque a Dios, haciendo que destruyera a Adán y Eva o que los dejara vivos para siempre, violando así sus propias leyes.

La solución de Dios no viola su justicia ni su amor a la descencencia de Adán.

Como muestran las palabras de Jesús en Juan 8:44 y lo que revela el capítulo 3 de Génesis, el pecado y la imperfección en el ámbito humano fue antecedido por un proceso semejante en el ámbito de las criaturas celestiales. Aunque la endecha que se halla en Ezequiel 28:12-19 se dirige al “rey de Tiro”, debe ser un reflejo del comportamiento paralelo al del primer hijo celestial de Dios que pecó. La vanidad del “rey de Tiro”, el que se erigiera a sí mismo en ‘dios’, el que se le llame “querubín” y la referencia al “Edén, el jardín de Dios”, son datos que corresponden a lo que la Biblia dice en relación con Satanás el Diablo: que se hinchó de orgullo, estuvo relacionado con la serpiente edénica y se le llama “el dios de este sistema de cosas”. (1Ti 3:6; Gé 3:1-5, 14, 15; Rev 12:9; 2Co 4:4.)



1. ¿Cómo surgió la maldad?

El mal surgió en la Tierra cuando Satanás dijo la primera mentira. Él era un ángel bueno y perfecto, pero “no permaneció firme en la verdad” (Juan 8:44). Fue cultivando el deseo de ser adorado, derecho que pertenece solo al Creador. Con una mentira, persuadió a Eva, la primera mujer, para que le obedeciera a él y no a Dios. Adán se unió a su esposa en su desobediencia. Dicha decisión ha producido sufrimiento y muerte. (Lea Génesis 3:1-6, 19.)

Al sugerirle a Eva que desobedeciera a Dios, Satanás comenzó una rebelión. Se negó a reconocer la soberanía divina, o el derecho a gobernar que tiene Jehová, el Altísimo. Como la mayoría de la humanidad se ha unido al Diablo al rechazar la autoridad de Dios, Satanás se ha convertido en “el gobernante del mundo”. (Lea Juan 14:30 y 1 Juan 5:19.)
2. ¿Tenía defectos la creación de Dios?

Las obras de Jehová son perfectas. Los primeros seres humanos y los ángeles eran capaces de obedecer a Dios en todo (Deuteronomio 32:4, 5). Él nos dotó de libertad para elegir entre el bien y el mal. Esa libertad nos permite obedecerlo por amor. (Lea Santiago 1:13-15 y 1 Juan 5:3.)

3. ¿Por qué ha permitido Dios el sufrimiento?

Jehová ha tolerado la rebelión contra su soberanía solo por un tiempo. ¿Con qué propósito? Para demostrar que ningún gobierno que no tenga su apoyo puede beneficiar a la humanidad  (Eclesiastés 7:29; 8:9). Tras seis mil años de historia, ya no queda ninguna duda: los líderes humanos no han sido capaces de eliminar las injusticias, los delitos, las guerras ni las enfermedades. (Lea Jeremías 10:23 y Romanos 9:17.)

Pero si dejamos que Dios nos gobierne, obtendremos beneficios (Isaías 48:17, 18). Pronto, Jehová eliminará los gobiernos humanos. Solo vivirán en la Tierra las personas que apoyen su gobierno (Isaías 11:9). (Lea Daniel 2:44.)

Personas estudiando la Biblia

Con nuestras decisiones, demostramos si queremos o no que Dios nos gobierne
4. ¿Qué oportunidad nos da la paciencia de Dios?

Satanás aseguró que los seres humanos le sirven a Dios solo por conveniencia. Gracias a la paciencia divina, todos podemos probar por nuestro modo de vivir que el Diablo es un mentiroso y que apoyamos el gobierno de Dios más bien que el del hombre. (Lea Job 1:8-12 y Proverbios 27:11.)

5. ¿Cómo nos ponemos de parte de Dios?

Para empezar, tenemos que averiguar cómo quiere que lo adoremos y comenzar a practicar la religión verdadera, la cual basa sus enseñanzas en la Biblia (Juan 4:23). Además, si seguimos el ejemplo de Jesús en cuanto a no participar en la política ni en las guerras, estaremos rechazando el gobierno de Satanás. (Lea Juan 17:14.)

Satanás usa su influencia para que la gente adopte prácticas dañinas e inmorales. Al rechazar tales prácticas, puede que amigos y familiares se burlen de nosotros o nos hagan la vida difícil (1 Pedro 4:3, 4). Si eso sucede, busquemos la compañía de quienes aman a Dios y acatemos las sabias leyes divinas. Así, probaremos que Satanás mintió al decir que nadie obedece a Dios cuando hay obstáculos. (Lea 1 Corintios 6:9, 10 y 15:33.)

El amor que Dios nos tiene es una garantía de que eliminará el sufrimiento y la maldad. Quienes demuestren su fe poniéndose de parte de Dios vivirán por siempre en la Tierra. (Lea Juan 3:16.)

 Fuente(s):

◆La Biblia.

◆ Sitio oficial de los Testigos de Jehová.(Gratuito)
http://www.jw.org

◆Artículo disponible también en formato de audio gratuitamente:



http://www.jw.org/es/publicaciones/libros/buenas-noticias-de-parte-de-dios/por-qu%C3%A9-permite-dios-maldad-y-sufrimiento/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada